Política

Consulta sobre termoeléctrica, 23 y 24 de febrero; AMLO promete evitar daños

Consulta sobre termoeléctrica, 23 y 24 de febrero; AMLO promete evitar daños

.- La construcción de una planta termoeléctrica en Cuautla, Morelos, será sometida a consulta ciudadana los próximos 23 y 24 de febrero, confirmó este domingo el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El titular del Ejecutivo federal acudió a Cuautla para presentar la propuesta de su gobierno sobre la obra de la Huexca, la cual, asegura, no causará desabasto de agua ni contaminación.

"Para no equivocarnos, es mejor preguntar. Vamos a llevar a cabo esta consulta (...) 23 y 24 de febrero se van a instalar casillas en todos los pueblos, se va a informar en estos días todos los elementos (para la termoeléctrica), lo bueno y lo malo", dijo.

López Obrador afirmó que, antes de que esta consulta se realice, él firmará el compromiso de certificación sobre la calidad y cantidad de agua que se dispondrá.

"Si es menos de lo que se plantea o si se contamina el agua, no va la termoeléctrica", prometió.

Sobre la reparación del daño por la operación de este proyecto, dijo que todos los municipios de Morelos, Puebla y Tlaxcala por donde pasará el gasocuto que se prevé alimentará la planta tendrán la tarifa eléctrica más baja del país.

"Si no se usa la termoelectrica de la CFE (Comisión Federal de Electricidad), una empresa de la nación, tendríamos que seguirle comprando luz a las empresas extranjeras (...) Sí nos importa que resolvamos esto lo más pronto posible. ¿Saben cuánto se pierde en un año si no opera esa planta? Cerca de 4,000 millones de pesos", expuso.

La obra y la consulta

Se trata del Proyecto Integral Morelos (PIM) y comprende la construcción de una central termoeléctrica, un acueducto y un gasoducto; este último, como se aprobó inicialmente en 2009, pasaría por las faldas del volcán Popocatépetl, cruzando comunidades de Texcoco y Puebla.

Desde entonces, ejidatarios rechazan el proyecto, cuya construcción fue anunciada y aprobada por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en las administraciones del entonces gobernador de Morelos, Marco Adame, y del entonces presidente, Felipe Calderón.

En ese momento, el gobierno justificó que Morelos compraba la mayoría de su energía eléctrica a empresas extrajeras.

También puedes leer:

Para 2011, la termoeléctrica comenzó a construirse aun cuando los pobladores exigieron que el proyecto fuera sometido a consulta ciudadana.

El 27 de febrero de 2018, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió una recomendación a la Semarnat, a la CFE y a la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, por trasgredir los derechos a la consulta previa, libre, informada, de buena fe y culturalmente adecuada de las comunidades afectadas por la construcción y operación de la central termoeléctrica.

Este es el tercer proyecto que López Obrador somete a consulta: el primero fue en octubre, sobre la construcción del Nuevo Aeropuerto en Texcoco, y el segundo en noviembre, respecto del Tren Maya.