Opinión

El rol de la banca en el repunte del sector hipotecario

El rol de la banca en el repunte del sector hipotecario
Urge transmitir confianza del respeto al Estado de Derecho y a la propiedad privada para poder tener una auténtica recuperación, opina Fernando Soto-Hay.

(Expansión) — En la actualidad 40% de las transacciones de compraventa de vivienda nueva, es decir, de desarrollos inmobiliarios adquiridos tanto por inversionistas como por usuarios finales, se hace a través del crédito hipotecario.

Tras meses de confinamiento voluntario y todavía en crisis por una pandemia mundial que deja ver una segunda ola, México empieza a ver un rayo de luz hacia el final del túnel, al menos en el sector vivienda.

Entre abril y junio, las cifras de la Asociación de Bancos de México (ABM) y de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) mostraron que la originación de créditos hipotecarios bancarios había tenido un descenso muy significativo. De hecho, al comparar junio de 2019 con junio de este año, la caída en nuevos créditos fue de -20%.

No obstante, de julio a agosto se observa un repunte que nos lleva a niveles cercanos a los números que se tuvieron el año pasado en esos mismos meses, los cuales debo decir que si se comparan con el 2018, aún no son positivos para un país como México.

La reactivación en el sector hipotecario es una buena señal en dos sentidos, el primero porque es un indicador de que las clases medias están regresando a comprar vivienda, es decir, las personas han decidido seguir adelante con sus procesos de formación de patrimonio a pesar de la situación tan complicada que atravesamos. Y, en segundo lugar, es importante porque nos hace ver que la actividad económica del país de alguna manera se está reactivando.

Lee más

Otro aspecto destacable es la relevancia que ha tenido en este escenario la banca al no cerrar la llave del financiamiento para la adquisición de vivienda. Es cierto que han hecho más complejos sus procesos de otorgamiento de crédito y que están analizando a los clientes con mucho más rigor, pero es fundamental reconocer el compromiso a mediano y largo plazo del sector bancario mexicano, pues entiende cómo funciona el mercado inmobiliario, sus ciclos y el compromiso que implica el pago de una hipoteca para sus clientes.

Este conocimiento del mercado inmobiliario y su estabilidad le ha permitido estar por encima de la incertidumbre y la recesión que ha generado la actual administración de Andrés Manuel López Obrador y que se acentuó con los retos enormes que trajo la pandemia.

No estamos cerca de estar del otro lado, simplemente el crecimiento económico es un indicador de que las cosas dejaron de deteriorarse con rapidez. El problema es que la industria inmobiliaria sigue teniendo muchos retos por la incertidumbre del país.

El número de viviendas que se construyen es muy bajo comparado con el nivel de demanda, ni siquiera se ha logrado equiparar a los niveles de construcción de inicios de 2017 donde existía una auténtica demanda de vivienda no satisfecha.

Lee má´s

Pensar en una recuperación del sector inmobiliario con los niveles de incertidumbre para la inversión que existen, a pesar del enorme apoyo de la banca, sería ingenuo. Urge transmitir confianza del respeto al Estado de Derecho y a la propiedad privada para poder tener una auténtica recuperación.

Nota del editor: Fernando Soto-Hay es fundador y director general de Tu Hipoteca Fácil y cofundador de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad. Síguelo en Twitter o contáctalo al correo [email protected] . Las opiniones expresadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión