Opinión

2020: El segundo año del gobierno estará delimitado por rezagos

2020: El segundo año del gobierno estará delimitado por rezagos
Para México, será un segundo año de relación conveniente, que espero sea de colaboración plena, entre los empresarios y las autoridades federales, opina Luis Wertman Zaslav.

(Expansión) – Concluye el año con un éxito diplomático y comercial con la firma de los ajustes al T-MEC, la ola de certidumbre que dio este paso, en algunos momentos bajo riesgo, será uno de los primeros elementos que marcarán el próximo año en materia financiera.

Otro de los rasgos para 2020 será el tamaño de la desaceleración que vendrá en lo internacional y que afectará necesariamente a México. Los analistas y la comunidad económica esperan un enfriamiento moderado, pero habrá que anticipar movimientos en las negociaciones comerciales con China y, por supuesto, el desgaste que será la elección presidencial de los Estados Unidos a lo largo del año.

Para México, será un segundo año de relación conveniente, que espero sea de colaboración plena, entre los empresarios y las autoridades federales. Ya hay acuerdos, planes y hasta proyectos asignados que deberán motivar la inversión, promover el empleo y mejorar el magro crecimiento del año que termina.

También se retirará el freno de mano que significaba la falta del T-MEC, para que capitales e inversionistas se convenzan de que México sigue siendo un destino atractivo, a pesar de a reducción de la tasa de interés que iguala al país en rentabilidad con otras naciones que han hecho lo mismo, incluido Estados Unidos.

El segundo año de este gobierno, que ha marcado un cambio de época en las reglas y en las formas en que se desempeña la economía nacional y la participación de la iniciativa privada, estará delimitado por rezagos que aún no ha podido revertir la nueva administración en materia de educación, servicios de salud y, el principal, seguridad pública.

Muchas industrias y sectores económicos elaboran sus planes descontando que la corrupción y la impunidad alimentarán al crimen y ello impedirá decisiones de más riesgos en planes de expansión, contratación o ampliación de estrategias de venta.

La estrategia de seguridad del gobierno federal quedará a prueba y la paciencia del primer año de exploración puede agotarse pronto ante la falta de resultados. Regiones completas del país no logran salir de la espiral de violencia y su competitividad se rezagará, mientras otras partes del territorio empiezan a despuntar, gracias a los programas sociales y a los proyectos de infraestructura.

Y luego está Pemex, un dolor de cabeza para las firmas de calificación, que lo mismo encuentra nuevos yacimientos que emite pérdidas en diferentes rubros. Sabemos que somos una economía petrolizada, dependiente del hidrocarburo, pero es necesario empezar a desarrollar otras fuentes de energía.

Esos vaivenes son los que generan confusión y tienden a dividir a partes de la población que no ven un rumbo estable o, por lo menos, reciben la información de sexenios anteriores, donde se daba, en la imagen, una percepción de mayor estabilidad.

Esperemos que el inicio del 2020 sea más promisorio y tenga mejores indicadores de desempeño, sobre todo en un ambiente internacional complejo e incierto.

Nota del editor: Líder de la sociedad civil y empresario. Durante ocho años encabezó el Consejo Ciudadano de la Ciudad de México, y presidió la Red Nacional de Consejos Ciudadanos A.C. Es miembro numerario de la Legión de Honor Nacional de México. Cuenta con cuatro doctorados Honoris Causa por su trayectoria como líder de la sociedad civil en México. Las opiniones expresadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión