Mundo

Huawei: tribunal canadiense aplaza extradición de su jefa financiera

Huawei: tribunal canadiense aplaza extradición de su jefa financiera

La disputa en una corte canadiense por el arresto de una alta ejecutiva del gigante de telecomunicaciones Huawei quedó en el limbo el jueves, tras la decisión de una jueza de aplazar un caso que enfrenta a Estados Unidos y China.

Te recomendamos: Demasiado costoso, excluir a Huawei del 5G de Gran Bretaña
"Me reservo el juicio sobre este asunto", dijo la jueza del Tribunal Supremo de Columbia Británica, Heather Holmes, sin fijar una fecha para tomar la decisión sobre proceder o no a la extradición de la ejecutiva.

Washington busca la extradición de la jefa financiera de Huawei, Meng Wanzhou, arrestada en diciembre de 2018 durante una escala en Vancouver.

Estados Unidos ha prohibido las operaciones de Huawei en su territorio, ya que insiste en que la compañía china es un riesgo por espionaje.

"Me reservo el juicio", dijo Holmes después de cuarto días de audiencias.

Durante estos días, Meng salió de una de sus dos mansiones vestida con un traje formal negro y con su pulsera de monitoreo electrónico en el tobillo claramente visible.

Rara vez sonreía en el tribunal y seguía los procedimientos diligentemente, escuchando con la ayuda de un intérprete mientras hojeaba documentos y salía durante los descansos para charlar con su marido en la galería pública.

Las siguientes audiencias están programadas para abril, junio y septiembre sobre acusaciones de conspiración para arrestar a Meng, la hija mayor del fundador de la firma china Ren Zhengfei.

En caso de que Meng fuera extraditada se enfrentaría a la acusación de la justicia estadunidense por un fraude vinculado a la violación de sanciones contra Irán.

En particular, Washington acusó a Meng de mentir a HSBC sobre la relación entre Huawei y Skycom, una subsidiaria que vendía equipos de telecomunicaciones a Irán, exponiendo al banco a una posible violación de las sanciones de Estados Unidos contra Teherán.

La ejecutiva ha negado de manera consistente estas acusaciones. Durante las audiencias los debates se centraron en la "doble incriminación": para ser extraditada a Estados Unidos, Meng debe ser procesada por un delito que también sea punible en Canadá.

La decisión de la jueza Holms sobre este tema determinará el curso ulterior de las acusaciones. Si la magistrada considera que la doble incriminación no se cumple, Meng será liberada.

Su detención el 1 de diciembre de 2018 provocó una crisis sin precedentes entre Canadá y China. Nueve días después, dos canadienses, el ex diplomático Michael Kovrig y el empresario Michael Spavor, fueron arrestados en China acusados de espionaje.

Durante esta semana de audiencias, el fiscal alegó fraude bancario para justificar su posible extradición y para contrarrestar las demandas de la defensa.

Los abogados han argumentado que los cargos en su contra en Estados Unidos no tienen equivalencia en Canadá. En su opinión, se está pidiendo a Canadá -que no había impuesto las mismas sanciones contra Irán en el momento de los hechos- que aplique esas sanciones.

Para la fiscalía, las sanciones simplemente proporcionan el contexto "para comprender mejor por qué los intereses económicos de HSBC estaban en riesgo".

kvd