Deportes

No hay más que halagos para Ignacio Ambriz

No hay más que halagos para Ignacio Ambriz

No hay más que halagos para Ignacio Ambriz como domador de La Fiera. De remontar esta noche, se "convertirá en un histórico" del León, así lo anticipó el exdirectivo Fernando Battaglia.

"Será un histórico, Nacho hará historia... Los llevó a 12 juegos sin derrota, clasificó líder, terminó con la mejor ofensiva y defensiva, sólo faltó el Fair Play (juego limpio), además con campeón de goleo (Ángel Mena, con 14), sólo falta el título", dijo Battaglia con pleno optimismo de que los Panzas Verde superarán la ventaja que los Tigres (1-0) consiguieron en la final de ida.

Don Fernando, jugador esmeralda de 1976-84, analizó en charla con EL UNIVERSAL Deportes que la clave del dominio del León en el semestre fue porque Ambriz supo lidiar con las bajas.

"Supo arreglar las alineaciones cuando pesaban más las dudas, ¿qué sería del León sin Mauro Boselli? Se lesiona Osvaldo Rodríguez, en la tercera fecha perdió a Pedro Aquino y en la cuarta a Sambu.

"Se ajustó con Iván Rodríguez de segundo cinco, bajó al Chapito, hace una buena combinación de jugadores con fluidez y toque, Sambueza de alguna manera le ha costado pero sigue siendo peligroso, también llegó Campbell... Bien dicen que las lesiones arreglan selecciones, hay veces en que un técnico se enterca en cierto jugador, pero Nacho hizo los arreglos necesarios".

Respecto a la Liguilla, Battaglia no comprende la razón de la baja de juego, pero confía en que León tiene para remontar y levantar su octavo título esta noche.

"Buena serie contra Tijuana, con América fue un partido con mucha fortuna y por las circunstancias de que la ida se cambió a Querétaro, el América dominó, pero no le alcanzó, desaprovechó y sufrió por no tener la facilidad de definir.

"En la final de ida en Monterrey, vi un equipo que necesita de Macías dentrodel carrusel con  Chapo, Mena, Meneses y Campbell. Ahora en la vuelta recuperas a Sambu y esperar que Angulo responda".

Quien fuera presidente del León en 2005 también aseguró que la actual escuadra esmeralda es el inicio de un prometedor proyecto que no debe ser desmantelado.

"Este equipo se tiene que mantener lo más que se pueda, hasta dos o tres nuevos jugadores que lleguen. Nacho Ambriz se queda y Juan Macías hay que cuidarlo, sería raro si regresa del Mundial (sub-20 de Polonia) sin ofertas de Europa", concluyó.