Cultura

Una cuestión de amor

Una cuestión de amor

El título lo dice todo: I Walked with Giants: The Autobiography of Jimmy Heath (Caminé con gigantes: la autobiografía de Jimmy Heath). El saxofonista, flautista, compositor y arreglista, fallecido el domingo pasado a los 93 años, creció rodeado por grandes músicos, incluidos sus hermanos el contrabajista Percy (fallecido en 2005) y el baterista Albert Tootie, con quienes formó el grupo The Heath Brothers.

Te recomendamos: Jazz, una historia oral

Desde mediados de los años 40 despuntó con la banda de Howard McGhee y hacia 1948 formó una big band a la que invitó al que sería su gran amigo, John Coltrane, con quien después ingresaría en la agrupación de Dizzy Gillespie.

El saxofonista tuvo problemas de adicción a las drogas que lo llevaron a la cárcel; por fortuna, la música fue más fuerte y allí se dedicó a componer piezas, algunas de las cuales formaron parte del disco Playboys de Chet Baker y Art Pepper, así como arreglos utilizados por Ray Charles y otros músicos. Salió fortalecido y, a fines de los 50, formó parte de los grupos de Miles Davis, Kenny Dorham, Gil Evans, Milt Jackson y Art Farmer, al tiempo que lideraba sus propias bandas.

El músico que se mantuvo activo hasta los 90 años, dijo alguna vez: “Voy a hacer esto hasta que me vaya. Esto es todo lo que amo. Es una cuestión de amor. Si amas lo que haces y puedes ganarte la vida, ¿qué es mejor?”. Conocido por su buen sentido del humor, en una entrevista para la Radio Pública Estadunidense reflexionaba: “Te vuelves un icono cuando mueres; yo siempre digo que es mejor ser una bellota y estar vivo” (icon en inglés suena parecido a la palabra acorn, bellota).

Quienes lo escuchamos con The Heath Brothers en el Teatro de la Ciudad disfrutamos un concierto que irradiaba la alegría de hacer música. En su autobiografía el saxofonista recuerda que esos años “eran un tiempo de transición en el mundo del jazz. Yo trataba de evolucionar y crear música que fuera aceptable a las generaciones de los 60 y los 70. De hecho, algunas personas me han dicho que empezaron a escuchar jazz como resultado de lo que grababan los Heath Brothers”. ¡Yo estaba todavía en esa etapa y vaya si tenía razón!

CODA

MAESTRO DEL JAZZ

En 2003 fue nombrado Maestro del Jazz por la máxima autoridad cultural de su país porque “al combinar su versátil estilo de tocar y sus excepcionales habilidades para componer y arreglar, estableció un alto nivel de excelencia en el campo del jazz”.